Quantcast
  queondamagazine.com
queondamagazine.comOctubre 24, 2014,
pixel
 
11px
11px
Búsqueda
noticias videos fotos
11px
11px
 
 
 
Nota

Comparte esta columna
interior
Digg this Del.icio.us  Google NetScape Furl

Líderes y activistas del consumidor de California piden a CPUC mayor supervisión y rendición de cuentas de TracFone, la compañía de Carlos Slim

  • Print Friendly

Imperio de Slim continúa apoderándose de empresas

SACRAMENTO, California, 3 de diciembre de 2012 /PRNewswire/ — Mañana martes, 4 de diciembre, el senador Kevin De León, el senador Ricardo Lara, el asambleísta Das Williams y representantes de la Federación de Consumidores de California se unirán a los líderes del movimiento “Dos países, una voz (TCOV, por sus siglas en inglés). El movimiento “Dos países, una voz” se dedica a exponer las prácticas abusivas y monopolísticas de Carlos Slim. Le pedirán a la Comisión de Servicios Públicos de California (CPUC, por sus siglas en inglés) que realice una investigación completa de TracFone durante las próximas audiencias evidenciarias de la CPUC del 12 al 14 de diciembre. Slim, el hombre más rico del mundo, y su conglomerado de empresas de telecomunicaciones recientemente adquirieron a Simple Mobile sin audiencias ni una revisión formal de la CPUC.

La empresa de Slim, TracFone, cuenta actualmente con una base de clientes de servicio de celular pre-pagado más grande que la de Verizon Wireless, AT&T, Sprint Nextel y T-Mobile. Ahora, con la adquisición de Simple Mobile, TracFone tiene 22 millones de clientes en todo el país, más del 42 por ciento de la cuota del mercado de teléfonos celulares pre-pagados, convirtiéndose en el mayor proveedor de telefonía móvil pre-pagada.

Los legisladores estatales también discutirán la presentación de una legislación que protegerá mejor a las familias trabajadoras, garantizando que la CPUC tiene la autoridad y la discreción para revisar todas las fusiones, incluyendo las de servicios de teléfonos móviles pre-pagados, cuando es en el mejor interés del público.

FECHA: Martes, 4 de diciembre de 2012

HORA: 10:00 AM PT

DÓNDE: Capitolio estatal de California

Escalinatas del lado norte (lado de la calle L)

QUIÉN: Juan José Gutiérrez, “Dos países, una voz” y presidente de Vamos Unidos USA

Andrés Ramírez, “Dos países, una voz”

Senador Kevin De León

Senador Ricardo Lara

Asambleísta Das Williams

Richard Holober, director ejecutivo, Federación de Consumidores de California

Mark Toney, director ejecutivo, TURN

Representantes del California Immigrant Policy Center

VISUAL: Muñeco de Carlos Slim/Pac-Man

TRASFONDO: El poder de Carlos Slim y su fortuna se componen principalmente de su monopolio en el sistema mexicano de las telecomunicaciones, el cual ha cobrado en exceso miles de millones de dólares a los mexicanos, especialmente a pobres en áreas rurales. La pérdida de recursos en México se estima en $129 mil millones.

De acuerdo a la independiente y muy respetada Organización para la Cooperación y Desarrollo, (OECD, por sus siglas en inglés), la compañía de Slim, América Móvil, que controla casi el 80% del total de los celulares y líneas fijas en México, cobra precios exorbitantes y provee servicios inadecuados. El informe de OECD también muestra que Slim ha cobrado excesivamente a los consumidores mexicanos miles de millones de dólares por servicio básico de teléfono e Internet. Señalan que aquellos específicamente y más profundamente afectados por estas prácticas empresariales son las comunidades rurales y pobres.

Cuando la compañía de Slim, TracFone, compró a Simple Mobile, con sede en California, en junio de 2012, la CPUC no requirió audiencias o ni escrutinio de la adquisición. La ley no requiere que la CPUC celebre audiencias y es prescriptivo en cuanto a cuando la CPUC puede considerar audiencias adicionales necesarias para el interés público.

En los Estados Unidos, Slim tiene cuatro millones de clientes de TracFone que participan en los programas gubernamentales que brindan asistencia para pagar el teléfono. Slim ha cobrado $10 por cada teléfono que provee a estos consumidores, sumando un mínimo de $38 millones en subsidios federales solamente este año. Aun así, TracFone se niega a pagar su parte de la tarifa de los servicios públicos que financia los programas de California para los consumidores de bajos ingresos. Según algunos estimados conservadoras, TracFone puede ser responsable por $13 millones en tarifas no pagadas y penalidades adicionales a la CPUC.

FUENTE Two Countries One Voice

interior
 
Historias más vistas
    Videos
      Galerías